Las empresas hacen márketing con la situación catalana

Entre el silencio y la cautela de algunas empresas respecto al desafío independentista catalán y el cambio de sede de otras, existe una tercera vía. Son aquellas que han querido mostrar, a través de la publicidad su postura ante la situación.

Al igual que ocurre con éxitos en competiciones deportivas, ha habido marcas que no han querido dejar pasar la ocasión para hacer de su posición frente al conflicto catalán, una herramienta de comunicación. Y eso que, como aseguraba esta semana Mané Calvo, presidente de la patronal de alimentación y bebidas FIAB y del Grupo Calvo, “no está en el ADN de las empresas posicionarse políticamente”, debido al impacto que puede tener en clientes que no coincidan en la opinión. Pero como él mismo reconoció, la gravedad de la situación ha llevado a posicionarse a los empresarios.

Es el caso de la cárnica Campofrío quien, pese a no ser catalana, publicó esta semana en distintos medios un anuncio a toda página bajo el título “Declaración unilateral de independencia y dependencia”.

Más información

En el escrito, la compañía, de capital mexicano, aseguró que se declara “unilateralmente independiente de la locura colectiva de estos días” y “dependiente del sentido común de todos los que sueñan y trabajan por un lugar mejor en el que vivir”. El grupo apuesta por una vuelta al diálogo y el entendimiento rechazando “la violencia de cualquier tipo” y a favor de “un buen plato de jamón, chorizo, fuet y butifarra”.

No es la única vez que la compañía se nutre de la actualidad política para su publicidad. En la campaña navideña del pasado año hablaba de un matrimonio entre una españolista y un catalanista, junto con otros ejemplos de perfiles antagónicos que se unen. Aquella campaña y esta cuentan con el mismo lema: “Que nada ni nadie nos quite nuestra manera de disfrutar de la vida”.

Frente al mensaje de “concordia y diálogo” de Campofrío, otra empresa ha ganado popularidad con una campaña similar ha sido la firma textil Amichi. Sin embargo, en este caso el grupo catalán apostó por agradecer a la Guardia Civil y a la Policía su actuación en el 1-O.

“Por dar la cara siempre, pase lo que pase, gracias por defender nuestros derechos y libertades”, apuntaba el escrito que levantó críticas y aplausos en las redes sociales durante la jornada del 7 de octubre. El grupo, que tiene 158 tiendas en en todo el país, solicitó “calma, paz y ley” para seguir construyendo su proyecto y por ello manifestó su “cariño” a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Más rotunda todavía fue la también textil Piel de Toro. La empresa sevillana lanzó una campaña en medios de comunicación y en marquesinas en Barcelona con el cantante José Manuel Soto como imagen bajo el lema “¿Una nación? España. ¿Una marca? Piel de Toro”.

Respiro en la salida de empresas

Día festivo. La jornada de fiesta nacional trajo consigo el primer día desde el 3 de octubre sin anuncios de grandes empresas cambiado su sede.

Boicot. Roberto Ruiz, un pequeño empresario alimentario catalán, alertó como hace unos días Freixenet, que ya se está notando la caída de ventas de sus productos en España. Según Ruiz, no existe una campaña de boicot activo, pero sí que “hay cansancio y rechazo” hacia Cataluña.

Fuente: Cinco Días

By | 2017-10-13T07:09:34+00:00 13 octubre, 2017|Categories: Actualidad Económica, Cinco Días|Tags: , , , , , , |Comentarios desactivados en Las empresas hacen márketing con la situación catalana