El presidente de Canarias, Angel Víctor Torres, ha indicado este viernes que existen negociaciones para que otras empresas se hagan cargo de los paquetes turísticos que hasta ahora dependían el turoperador británico quebrado Thomas Cook.

Torres ha asegurado que se tomarán medidas para incentivar el turismo hacia Canarias, «se están haciendo las cosas con rigor y con prontitud» y el archipiélago «sigue siendo un destino turístico atractivo».

El Ejecutivo canario está en permanente contacto con el Gobierno central y muy pronto se celebrará la comisión interministerial para abordar las consecuencias de la quiebra de Thomas Cook, ha anunciado Torres.

Ha considerado que «Canarias está respondiendo con una cierta normalidad» a la crisis y se analizan los datos exactos para conocer las consecuencias precisas sobre el sector, pues «evidentemente esto va a tener un efecto económico».

Más información

Fuente: Cinco Días